LANDR BLOG

Teoría musical

Progresiones de acordes: Cómo estructurar los acordes en tus composiciones

Progresiones de acordes: Cómo estructurar los acordes en tus composiciones

No hay nada más importante para los compositores que dominar el arte de escribir progresiones de acordes.

Saber cómo crear acordes y escucharlos en la música son muy importantes, pero no sirve de nada a menos que sepas colocar el acorde adecuado en el lugar adecuado de tu progresión.

Si no dominas la construcción de acordes, consulta nuestro tutorial de construcción de acordes antes de seguir leyendo este artículo.

Con las posibilidades ilimitadas que ofrecen los acordes, puede resultar complicado comenzar, o también puedes sentir la tentación de usar las mismas aburridas progresiones una y otra vez.

En este artículo aprenderás lo que son las progresiones de acordes, cómo construir mejores progresiones y cómo integrarlas a tus canciones.

¿Qué son las progresiones de acordes?

Las progresiones de acordes son series de dos o más acordes usados en una composición. Los acordes de una progresión están representados por números romanos y definidos por una escala.

De Beach House a Beethoven, las progresiones de acordes determinan como se despliega una pieza musical con el tiempo.

De Beach House a Beethoven, las progresiones de acordes determinan como se despliega una pieza musical con el tiempo.

También tienen un rol muy importante en el aspecto narrativo de tus canciones. Un acorde determinado en un momento determinado de la progresión puede cambiar de forma drástica el hilo narrativo de tu canción, de feliz a triste, de claro a oscuro.

Un acorde mayor, menor o disminuido no tiene ningún valor narrativo si se aísla. Pero incluso las progresiones de acordes simples y repetitivas tienen el poder para crear un complejo conjunto de emociones e ideas musicales.

Con una buena progresión como base, otros elementos de tu canción—como la melodía principal o la línea de bajo—son mucho más fáciles de crear, en gran parte gracias a esta base.

Si te estás preguntando cómo escribir una canción y no sabes por dónde empezar tu arreglo, las progresiones de acordes son el mejor punto de partida.

Incluso las progresiones de acordes simples y repetitivas tienen el poder para crear un complejo conjunto de emociones e ideas musicales.

Pero si eres nuevo en esto de la composición o no cuentas con conocimientos básicos de teoría musical, comprender el funcionamiento de las progresiones puede resultar complicado.

¡No te preocupes! Este artículo te será de gran ayuda!

Los números romanos en la música

Puesto que todas las relaciones entre dos notas musicales son permanentes, puedes usar símbolos, cosa que te hará ganar tiempo a la hora de entender cómo funcionan los acordes.

Los números romanos son los símbolos más utilizados para describir cómo funcionan los acordes en cada escala. Las escalas musicales son conjuntos de notas construidas en base a patrones repetidos—como el mayor y el menor.

Buenas noticias si no eres un gran amante de los conceptos teóricos complicados: Todas las escalas mayores y menores cuentan exactamente con la misma secuencia repetitiva de acordes.

Memoriza simplemente dos secuencias, y tendrás una forma sencilla de comprender las progresiones.

Memoriza simplemente dos secuencias, y tendrás una forma sencilla de comprender las progresiones.

Acordes en escala mayor

Comencemos por los acordes en escala mayor. La secuencia de números romanos para los acordes en escala mayor es la siguiente:

https://blog.landr.com/wp-content/uploads/2018/01/Chord-Progressions-Major-Chord-Progression-Chart-1.jpg

Como puedes ver en este práctico gráfico, si usas C mayor como ejemplo, la progresión sería así

C—Dm—Em—F—G—Am—Bdim

Este ejemplo muestra acordes en escala de C, pero este grupo de acordes se encuentra en cualquier otra escala mayor.

Los números romanos en mayúscula, como I, IV y V representan los acordes mayores. Aquellos en minúscula como i, iv y v representan los acordes menores, y el último, también en minúscula, con el circulito representa un acorde disminuido.

Acordes en escala menor

La secuencia de números romanos en escala menor es la siguiente:

https://blog.landr.com/wp-content/uploads/2018/01/Chord-Progressions-Minor-Chord-Progression-Chart-1.jpg

Usemos A menor esta vez. Tu progresión de acordes en A menor sería la siguiente:

Am—Bdim—C—Dm—Em—F—G

La secuencia de acordes en escalas menores cuenta con los mismos tipos de acordes que las menores, pero con un orden diferente.

Progresiones de acordes populares en la música

Ciertas progresiones de acordes, como el blues de 12 compases, son muy frecuentes en la música popular.

Los acordes del blues de doce compases son I, IV y V, y todo el mundo, desde bandas de punk a compositores de jazz lo han usado en sus composiciones.

Estos sería los acordes en clave de C mayor:

https://blog.landr.com/wp-content/uploads/2018/01/Chord-Progressions-Keys_CMajor-12barBlues.gif

Escucha la progresión de acordes en este blues de 12 tiempos y fíjate en los cambios de acordes.

También hay una progresión pop punk. No dejes que el nombre te engañe. Esta progresión va mucho más allá del pop-punk, y es frecuente en un millón de canciones famosas.

Esta progresión de acordes es I-V-vi-VI. Así sería en la escala de C Mayor:

https://blog.landr.com/wp-content/uploads/2018/01/Chord-Progressions-Keys_CMajor-1-5-6-4.gif

Puedes escucharla en “Let It Be” de The Beatles, en “When I Come Around” de Green Day y en muchos otros hits.

Cómo usar las progresiones de acordes en tus canciones: Primeros pasos

En función del estilo de música que creas, tus progresiones de acordes pueden oscilar de simples, repetitivas y predecibles a complejas y erráticas.

No es algo frecuente, pero existen muchas canciones construidas con solo dos acordes. Si eres nuevo en esto de la composición, te recomiendo que comiences por construir una progresión con dos o tres acordes.

La única forma de componer algo que realmente funcione es darte el tiempo y la libertad necesarios para explorar las conexiones entre acordes. Usa las tablas anteriores y construye tus progresiones en función de su sonido. No existen normas estrictas para las progresiones. Todo depende de tu oído.

La teoría es muy útil a la hora de explicar por qué la música funciona tal y como lo hace, pero nada puede sustituir el poder de intuición musical de tus propios oídos.

Expande tus progresiones

Este artículo sirve para aprender a comprender las progresiones de acordes en una misma escala, pero la música resultaría aburridísima si los compositores usaran solo una escala por canción.

Una vez hayas entendido los conceptos básicos, prueba a experimentar con cambios de escalas y variaciones de acordes por tu cuenta.

La información de este artículo no es todo lo que necesitas saber al respecto—en absoluto. Se trata simplemente de un punto de partida para componer… Hacia dónde te dirijas después, es cosa tuya.

La teoría es muy útil a la hora de explicar por qué la música funciona tal y como lo hace, pero nada puede sustituir el poder de intuición musical de tus propios oídos.

En cuanto te sientas cómodo, prueba a combinar acordes de dos escalas diferentes y apunta las combinaciones que te resulten interesantes—tu capacidad de composición se amplificará progresivamente.

Unlimited mastering &amp; distribution, 1200 royalty-free samples, 30+ plugins and more! <a href="https://join.landr.com/landr-studio/?utm_campaign=acquisition_platform_en_us_studio-generic-new-blog-ad&amp;utm_medium=organic_post&amp;utm_source=blog&amp;utm_content=left-hand-generic-ad&amp;utm_term=general">Get everything LANDR has to offer with LANDR Studio.</a>

Unlimited mastering & distribution, 1200 royalty-free samples, 30+ plugins and more! Get everything LANDR has to offer with LANDR Studio.

Joan

Amante del sampling, los breaks y el reconfortante calor del Rhodes. Responsable de la comunidad de LANDR en español. SoundCloud

@Joan

No te pierdas una publicación del Blog de LANDR

Publicaciones más recientes